Hay pocas cosas más apetitosas para el amante del queso que una tabla con la mejor selección de variedades de queso de nuestro país. Y aunque España no es tan famosa como su vecina Francia en lo que a queso se refiere, es más por un desconocimiento y falta de márketing, que por una baja calidad de sus quesos (muchos de ellos espectaculares).

España es país de quesos

Las tradiciones queseras españolas se remontan a miles de años atrás. Los quesos ahumados de Cantabria se vendían ya en la Roma moderna durante los primeros siglos del primer milenio, cuando España estaba bajo dominio romano. En el siglo XIII, las noticias alrededor de los quesos españoles se habían extendido también hasta Gran Bretaña, a donde los navíos mercantes transportaban el queso de Mahón desde la isla balear de Menorca.

Hoy en día en España existen más de treinta regiones reguladas productoras de queso de calidad, desde las cuevas de queso azul de cueva (Asturias) hasta los quesos ahumados a la parrilla de las Islas Canarias. Estas regiones están protegidas bajo los controles de las denominaciones de origen, que regulan cada aspecto de la producción - desde los lugares donde los animales pueden pastar, hasta lo húmedo que puede ser el secadero para su curación.

Los mejores quesos para una cesta de navidad

Desde el cremoso queso de Arzúa hecho con leche cruda de vaca hasta las mezclas de leche de oveja del manchego curado, los quesos españoles recorren toda la gama de texturas y sabores. Vamos a repasar cuáles de ellos son los mejores para incluir en una cesta de navidad con quesos.

Manchego

El queso manchego es producido, como su nombre indica, por ovejas manchegas. La raza de oveja manchega se encuentra casi en su totalidad en la región de La Mancha (Albacete, Toledo, Ciudad Real y Cuenca). Después de que las ruedas de queso se formen y se prensen, se ponen en remojo en agua salada un mínimo de cinco horas y hasta dos días. El queso es entonces madurado durante un mínimo de 60 días y un máximo de 2 años.
Cabrales

La leche para este potente queso azul proviene de vacas, cabras y ovejas que han pastado únicamente en los Picos de Europa. El Queso Cabrales puede ser hecho únicamente con leche de vaca cruda, pero el mejor y más tradicional se mezcla también con leche de cabra y oveja. Todos los quesos de cabrales se curan de 2 a 4 meses en cuevas de los Picos de Europa.

Mahón

El Mahón artesanal se hace con leche de vaca cruda en Menorca. Al cuajo se le da forma en un cuadrado usando un paño especial de algodón llamado en catalán menorquín fogasser.

El queso de mahón tiene tres tipos de maduración:

  • Tierno: curado durante 21 a 60 días
  • Semi curado: curado de 2 a 5 meses.
  • Curado: curado durante al menos 8 meses

Arzúa

Este queso de color amarillo pálido viene de Galicia. Las vacas que producen la leche para el Arzúa pastan a lo largo de las orillas del río Ulloa cerca de La Coruña. El cremoso y suave Arzúa-Ulloa se produce con leche de vaca cruda o pasteurizada y se cura durante un mínimo de seis días.

Idiazábal

El Idiazábal se produce en Navarra y el País Vasco. El queso idiazabal se hace con la leche cruda y no pasteurizada de ovejas de raza latxa y carranzana. Se cura durante un mínimo de dos meses y hasta un máximo de ocho. La mayor parte del Idiazabal se ahúma ligeramente.

Esperamos que este artículo le haya sido de utilidad. Y recuerde que en Cestas Martí encontrará la más amplia selección de Cestas de Navidad y lotes navideños con quesos y muchos otros productos.